Gasto público en Argentina, Brasil y México por el SARS- COV-2

110

El SARS-CoV-2 (Coronavirus) trae enormes desafíos fiscales ineludibles para frenar la caída del crecimiento económico (medidas contracíclicas) y mitigar las consecuencias del virus en términos sanitarios. Las medidas implementadas hasta el momento por el Gobierno Nacional han tenido un costo aproximado de 1,4% PIB, las cuales son: La Creación del Fondo de Mitigación de Emergencias (FOME), el cual se financiará con fondos regionales y de estabilización, plan de emisión de Bonos, Financiación de las nóminas de las PYMES por tres meses, suspensión del aporte pensional de los trabajadores por dos meses, exenciones de IVA para importaciones estratégicas del sector salud, entre otras. 

Las medidas se centran en cinco aspectos principalmente: i) Fortalecimiento del sector salud, ii) Protección del mercado laboral, iii) Protección del aparato empresarial, iv) Protección de la población más vulnerable y v) Financiación.

De acuerdo al comité consultivo de la Regla Fiscal, el déficit fiscal de Colombia ascendería para el 2020 a 4,9% del PIB, 2,7% por encima de lo esperado antes de la coyuntura actual. Lo que quiere decir, que el gobierno deberá financiar el mayor gasto con recursos de crédito, aumentando su endeudamiento.

Los países vecinos han tomado medidas similares, enmarcadas en los cinco aspectos descritos anteriormente. A continuación, se presentan las principales medidas adoptadas por los países vecinos: Argentina, Brasil y México.

Argentina (Costo fiscal 1,2% PIB): 

  • Sector salud: Aumento del gasto de salud, mejoras en el diagnóstico del virus, compras de equipo hospitalario y construcción de nuevas clínicas y hospitales. 
  • Protección del mercado laboral: Beneficios de seguro de desempleo, pagos a trabajadores con salario mínimo y subsidios para cubrir los costos de la nómina del sector construcción.
  • Protección del aparato empresarial: Garantías de crédito para préstamos bancarios a micro, pequeñas y medianas empresas (MIPYME) para la producción de alimentos y suministros básicos.
  • Protección de la población más vulnerable: Apoyo a trabajadores y grupos vulnerables a través de transferencias a las familias de menores ingresos, beneficios de seguridad social y suministro continuo de los servicios públicos en los hogares moratorios.
  • Financiación: Emisión de deuda por $USD 783 MM 

Brasil (Costo fiscal 6,5% PIB):

  • Sector salud: Aumento del presupuesto público de salud, ampliación de la cobertura y disminución de impuestos y gravámenes a las importaciones del sector salud.
  • Protección del mercado laboral: líneas de crédito para las empresas que preserven el empleo.
  • Protección del aparato empresarial: El gobierno subsidiará los créditos para el pago de nómina por 0,5% del PIB y ampliación de las líneas de crédito por 3% del PIB, especialmente para capital de trabajo.
  • Protección de la población más vulnerable: Adelanto del pago pensional y ampliación del programa “Bolsa familia” en más de 1 millón de personas, transferencias de efectivo a trabajadores informales y desempleados, y pagos anticipados de bonificaciones salariales a los trabajadores de bajos ingresos.
  • Financiación: En el desarrollo de esta columna, no se encontró información sobre planes de financiación

México (Costo fiscal 0,9% PIB):

  • Sector salud: Creación del Fondo de Emergencia de Salud, el cual podrá alcanzar los 180 mil millones de pesos mexicanos.
  • Protección al mercado laboral: Líneas de crédito para empresas que preserven el empleo y el nivel salarial
  • Protección del aparato empresarial: Líneas de crédito por 25 mil millones a las PYMES, apoyo y liquidez a los Bancos de Desarrollo
  • Protección de la población más vulnerable: Pagos por anticipado de las pensiones y aceleración de los procesos de devolución del IVA.
  • Financiación: Emisión de Bonos por $ USD 6 Bn.

De acuerdo a lo anterior, se puede evidenciar qué: i) Las medidas adoptadas por los países de la región (Argentina, Brasil y México) son muy similares a las adoptadas en Colombia ii) si bien el costo fiscal de Brasil es significativamente alto (6,5%) comparado con el de Argentina (1,2%) y México (0,9%), el costo de las medidas implementadas por Colombia está en línea con estos últimos dos países iii) Se justifica, por la coyuntura, el gran aumento en el gasto público.

El deterioro del déficit fiscal será una constante en los países de la región y en general de los países emergentes, sin embargo, es necesario que, desde el Gobierno Nacional, se planten mecanismo para reducirlo (lo más rápido posible). Medidas tales como: impuestos no regresivos (ejem: impuestos al patrimonio), aplazamiento de los Beneficios tributarios de la ley de crecimiento económico o ampliación de las bases gravables para las personas naturales.

Manuel Vásquez

@Mvas633

Los comentarios están cerrados.